lunes, 22 de septiembre de 2014

Blanco y Negro

Dicen que Axxel Sotelo anduvo barriendo las calles y que de vez en cuando gritaba: Omar Zavala será alcalde y yo jefe de los Servicios Públicos.

Los inditos Yaquis que viven en La Paz ya bautizaron al siguiente ciclón Másagua-menovi.

Ellos y nosotros ya pedimos paz al viento. Que nos traiga el agua que quiera pero no ventarrones.

Raras palabras. Una como indígena del centro y la otra de la Guerra de las Galaxias.

El ranchero sonorense remontado en la sierra, al que le dijeron que Estados Unidos nos iba a quitar agosto, dijo, convencido: ya nos llovió bastante. Que se lleven los que quieran.

Da gusto y beneplácito las palabras de apoyo a los damnificados, de parte de los políticos. Quisiera creerles. Ojalá fuera cierto.

Por cierto, el más político de los periodistas es Javier Alatorre: reparte refrescos, cobijas, enseres domésticos y hasta despensas.

La gente siempre habla y más cuando tiene la boca retacada de razón.


Andan diciendo que el alcalde de Los Cabos está en Las Vegas y que ni siquiera se ha parado en su municipio. Ojalá que no sea cierto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada