miércoles, 7 de mayo de 2014

Blanco y Negro

Imagine el lector lo que ocurrirá, políticamente hablando, cuando se haga oficial la temporada de huracanes.

Habrá temporales muy fuertes, lluvias intensas y vientos nada moderados.

La lluvia de improperios, de unos para otros, entre los políticos que se disputan cargos públicos.

También lloverá lodo sobre los contendientes, de uno o varios partidos, dispuestos a partírsela.

También habrá, claro, desbordamientos de arroyos de barbeadas, sin freno.

Los vientos soplaran en una y otra dirección, a medida que se acerquen los tiempos para las alcaldías, regidurías, diputaciones y la gubernatura.

Habrá un momento en que haya más candidatos que ciudadanos. Así como lo lee.

Y al final del día, quedará el encono, el rencor, la insidia, los pleitos y los desencuentros.

Así es la política, así es la vida, así son los políticos y así es México.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada