miércoles, 13 de agosto de 2014

Blanco y Negro

El PAN y los panistas están mal y de malas. El último escándalo fue el de su coordinador en la Cámara de Diputados, que le dio por invitar a una fiestecita privada… en su casa.

Las “invitadas” eran mujeres muy especiales, de muy dudosa reputación y también incluyó a otros invitados.

El PAN, todo parece indicar, es aficionado a ciertas prácticas.

Como recordaran, en el mundial de Brasil hubo otro escandalito con dos funcionarios panistas del DF.

Y hace algunos años un legislador federal de ese partido se vio envuelto en otro escándalo similar.

La gente lo identificó como “diputeibol”. Fue, también, un escándalo nacional.

Claro que de todo hay en la viña del señor. También el PRI tiene su historia.

Y ni se diga del PRD, que tiene páginas negras. ¿Recuerdan la maleta repleta de dólares?


Por cierto, nunca nos dijeron dónde quedó el dinero. ¿Será con eso que el hijo del Peje se compró unos tenis de 10 mil pesos?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada